Ensaladilla Rusa en Mercedes

compartidos
comentarios
Ensaladilla Rusa en Mercedes
Diego Mejía
Por: Diego Mejía , Editor General
1 oct. 2018 18:29

Los neumáticos ampollados en el Mercedes de Hamilton sirvieron para justificar una decisión lógica, que parecía tomada días atrás y que el equipo tuvo que enfrentar después de un error de Hamilton en clasificación y otro del muro de pits en carrera. ¿Cómo llegaron a ello? Nuestro Editor General Diego Mejia, presente en Sochi lo analiza.

El Gran Premio de Rusia del domingo anterior no será recordado por una gran batalla entre los dos rivales al título, Lewis Hamilton y Sebastian Vettel, una lucha que estuvo en el límite y bajo el ojo de los comisarios, pero que el británico resolvió con una maniobra categórica.

Tampoco pasará a la historia esta decimosexta prueba de la Fórmula Uno 2018 por la impresionante remontada de Max Verstappen del puesto diecinueve al noveno en tres vueltas, a quinto cinco vueltas después, ó al liderato virtual durante 24 de los 53 giros, lo que le valió un quinto lugar en su cumpleaños 21.

Mucho menos será recordada esta carrera por el gran adelantamiento de Charles Leclerc a Kevin Magnussen, por el exterior de la larguísima curva tres, que lo impulsó luego a ser, con distancia y por primera vez junto a Alfa Romeo Sauber, el mejor de los pilotos de las escuderías de media tabla.

Para explicar porqué no será recordada esta como la gran carrera que fue en varios aspectos, me remontaré a días atrás, cuando Mercedes, en su comunicado de prensa previo al fin de semana en Sochi, ponía sobre la mesa el tema de las reducidas opciones de título de Valtteri Bottas en una pregunta a Toto Wolff, a la que él respondía resaltando su gran virtud de ser un “jugador de equipo”.

Con los muy buenos antecedentes de Bottas en Sochi, ganador el año pasado, y llegando a las últimas seis carreras de la temporada con ambos títulos en juego, sonaba apenas lógico preparar el terreno para lo que podían llegar a enfrentar en pista.

Para Mercedes todo iba de maravilla mientras Hamilton era el mas rápido el viernes, luego en los libres 3, de nuevo en Q1 y Q2. Pero en Q3, un error suyo en la curva 7 en la vuelta final le dejó sin una pole que parecía mas clara que otras que si logró en esta temporada. Ahí empezaba a complicarse el escenario ideal para Mercedes, Bottas estaba en pole y no Hamilton.

Ganador de la pole Valtteri Bottas, Mercedes AMG F1

Ganador de la pole Valtteri Bottas, Mercedes AMG F1

Photo by: Glenn Dunbar / LAT Images

El sábado en la tarde, interrogado sobre si habría órdenes de equipo o no el domingo, Toto Wolff respondió que en la mañana siguiente contemplarían los posibles escenarios con sus pilotos y su grupo de estrategas. Si la intención era maximizar los puntos de Hamilton, como parecía claro antes del fin de semana, existían opciones.

La salida fue una primera muestra de trabajo de equipo, al verse atacado Hamilton por Vettel rumbo a la primera frenada, el británico ganó velocidad gracias a la succión del auto de Bottas, permitiendo mantener el 1-2 de Mercedes al final de la primera vuelta.

Hasta ahí todo bajo control, pero luego Vettel se mantuvo cerca de Hamilton y esto obligaba a Mercedes a jugar muy bien sus cartas estratégicas de cara a esa parada obligatoria para montar el neumático blando hasta el final.

Como suelen dictarlo las reglas dentro del equipo, quien va adelante tiene la prioridad para detenerse antes y cubrirse de un ataque estratégico del rival. Eso, bajo un escenario normal, pero a falta de pocas carreras del final del mundial, llamar primero a Hamilton al box para asegurarse que Vettel no lo adelantara con un undercut, se habría entendido.

Al final justamente eso último fue lo que ocurrió, pues Mercedes prefirió hacer lo mas convencional, solo que a Hamilton, en lugar de llamarlo a la vuelta siguiente de Bottas, lo detuvieron dos después, sirviendo en bandeja de planta la oportunidad a Ferrari y Vettel.

Valtteri Bottas, Mercedes AMG F1 W09, Sebastian Vettel, Ferrari SF71H, y Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Valtteri Bottas, Mercedes AMG F1 W09, Sebastian Vettel, Ferrari SF71H, y Lewis Hamilton, Mercedes AMG F1 W09

Photo by: Andy Hone / LAT Images

Wolff asumió luego la responsabilidad de esa decisión, pues según dijo, el tráfico vía radio en ese momento entre él y el muro de pits de Mercedes, causó ese retraso de una vuelta.

Luego Hamilton, disgustado por haber perdido mas a manos de la estrategia que de su velocidad, reclamó al equipo y se fue sobre Vettel. Como lo mencioné en las primeras líneas, lo resolvió de forma clara y contundente, pero pagando un precio, haber exigido sus neumáticos mas allá de lo deseado.

Ya siguiendo a Bottas, a Hamilton le pidieron darse distancia con Bottas para “controlar temperaturas”, según dijo vía radio su ingeniero Peter Bonnington. Poco después Hamilton llamó al box para alertar sobre sus neumáticos: “¡Ya tengo ampollas!”, seguido de un “¡Tengo a Vettel pegado detrás!”.

En ese momento Bottas seguía a Verstappen, líder virtual sin haber parado en boxes. A Bottas le pidieron atacar al holandés, algo que informaron a Hamilton, recordándole que sus neumáticos tenían que ir hasta el final. “No creo que vayan a aguantar,” respondió el líder del mundial. “Vettel me está alcanzando!” dijo después.

La siguiente comunicación de su ingeniero, a juzgar por lo que luego respondió, no era lo que esperaba. “Le hemos dado la instrucción a Valtteri de dejarte pasar en la curva 13”, a lo que Hamilton replicó que era suficiente con que fuera mas rápido. “Basta si puede aumentar el ritmo por ahora,” dijo.

Bottas obedeció la orden a la letra y en el acto, solo preguntando a su equipo porqué después de acatarla. “¡Tenía mas ritmo!”, dijo Bottas a su ingeniero Tony Ross. “Iba a pasarlo (a Verstappen) en la siguiente vuelta”, esto mientras le avisaban que tenía a Vettel en rango DRS.

Al final de la carrera le pregunté a Toto Wolff si se había planteado devolverle la posición a Bottas en algún momento. “Lo pensé el resto de la carrera,” me respondió a los micrófonos de FOX Sports Premium. Luego mencionó las ampollas en los neumáticos traseros de Hamilton y la necesidad de cubrir ese riesgo poniendo a Bottas como escudero.

Para mí está muy claro que esa decisión, en caso de tener que enfrentarla, estaba tomada desde antes del fin de semana. La leí entre líneas en su comunicado de prensa días atrás cuando Wolff se refirió a Bottas como ese gran “jugador de equipo”.

La decisión se entiende, es lógica y algo que ha vivido la Fórmula 1 desde sus primeros días, incluso antes de ser el deporte millonario que es en la actualidad. La impopular ejecución fue la que le falló a Mercedes, al menos de dientes para afuera, pues los números son los que buscaban: 43 puntos en constructores, 25 para Hamilton.

El quinto mundial de Hamilton y el quinto de Mercedes en constructores, están cada vez mas cerca. En la tierra del sol naciente podrán verlo ya tal vez con mas claridad.

Toto Wolff, Mercedes AMG F1 Director de Motorsport

Toto Wolff, Mercedes AMG F1 Director de Motorsport

Photo by: Steve Etherington / LAT Images

 

Next Fórmula 1 artículo
Bottas: "Pude haber ganado en igualdad de condiciones"

Previous article

Bottas: "Pude haber ganado en igualdad de condiciones"

Next article

Ferrari necesita mejorar en todos los aspectos, dice Raikkonen

Ferrari necesita mejorar en todos los aspectos, dice Raikkonen
Load comments