Ogier quiere asegurar el título lo antes posible

Sébastien Ogier quiere finiquitar el campeonato en el Rally de Gales para evitar sufrir en el Rally de Austrlia.

El desastroso retiro de Thierry Neuville en Catalunya ha abierto la puerta a Ogier para sellar un quinto título consecutivo del Campeonato Mundial de Rallies. El piloto francés terminó segundo, por detrás de Kris Meeke y su Citroën, para aumentar así su ventaja a 17 puntos sobre el belga de Hyundai y a 37 sobre su compañero de M-Sport, Ott Tanak.

Finalizar Gales Rally GB a finales de este mes con una ventaja de 30 puntos sobre Tanak daría a Ogier el título, pero necesita una ventaja de 31 puntos sobre Neuville porque el belga ha ganado más rondas que él esta temporada.

El francés no quiere llegar a Australia con la definición en duda, porque sabe que tendrá una desventaja al ser primero en abrir los caminos.

"Hemos dado un paso muy positivo hacia el campeonato este fin de semana", dijo Ogier, que puede convertirse en el segundo piloto en ganar cinco títulos de la WRC a lado de su compatriota Sébastien Loeb.

"Creo que estábamos en curso para ampliar la ventaja de todos modos, pero con el error de Thierry cambió todo por completo y fuimos capaces de tomar ventaja. No quiero ir al último rally en Australia y seguir luchando por el campeonato”.

“Los caminos no son muy limpios en ese rally, e ir allí luchando en esas condiciones, con el líder del campeonato abriendo en el primer día, no sería bueno”.

Un quinto triunfo consecutivo garantizará a Ogier el campeonato, y lo convertiría en el tercer piloto en ganar títulos con diferentes fabricantes (Volkswagen y Ford).

Esa hazaña se logró por primera vez cuando Walter Rohrl reclamó el título en 1980 con Fiat y respaldó ese éxito con otro campeonato dos años más tarde en un Opel.

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series WRC
Evento Rally de Gran Bretaña
Pilotos Sébastien Ogier
Equipos M-Sport
Tipo de artículo Noticias de última hora
Etiquetas m-sport, rally de australia, sebastien ogier, wrc

Zona roja: lo que ahora está en tendencia