Cómo la W Series debe cambiar para ayudar al desarrollo de las mujeres

Jamie Chadwick logró su bicampeonato en la W Series, pero su futuro luce incierto. Si bien la categoría femenil ha ayudado a dar un nuevo lugar a las mujeres en el deporte motor, necesita cambiar para integrarse de lleno en la pirámide de desarrollo de pilotos.

Cómo la W Series debe cambiar para ayudar al desarrollo de las mujeres

Jamie Chadwick es posiblemente la mujer más conocida que compite actualmente gracias a sus dos campeonatos obtenidos en la W Series. Ganando cuatro carreras en 2021 y dos de las seis que tuvieron lugar en 2019, Chadwick está bien probada y tiene un amplio currículo fuera de los monoplazas también - habiendo ganado el título británico de GT4 en 2016 y experimentando nuevos caminos en la serie todoterreno Extreme E con Veloce - obteniendo el segundo lugar en el Ocean X-Prix en Senegal.

Pero un signo de interrogación se cierne sobre su futuro. Cuando se le preguntó después de conseguir el título de la categoría femenil en Austin cuáles eran sus planes para el próximo año, Chadwick no se comprometió.

"No lo sé en este momento", dijo. "Por supuesto, la oportunidad que la W Series nos brinda a todos, pero en particular a mí ahora como doble campeona, es enorme, así que voy a saborear eso, aprovecharlo al máximo y, con suerte, dar un paso adelante hacia cosas más grandes".

En teoría, podría regresar por tercer año a la W Series como una de los ocho mejores pilotos de la clasificación, garantizándose un puesto en la parrilla el año que viene, aunque eso le haría perder los 15 puntos de la Superlicencia FIA que ganó con el título de este año. Pero también parecería que Chadwick se quedara corta, ya que su probado historial merece un paso a la Fórmula 3, como mínimo, y demostraría un fallo en el sistema en el que opera la categoría femenil.

La progresión a través de las series de desarrolla es clave para el éxito de Chadwick y también para el de la W Series. Para demostrar su viabilidad a largo plazo, el campeonato necesita que sus pilotos se gradúen al siguiente nivel dentro del deporte motor.

El regreso de Chadwick para una nueva temporada en la W Series en 2022 no contribuirá a ello, lo que también podría dificultar las cosas a las pilotos más jóvenes deseosas de demostrar su valía. La ahora doble campeona, la subcampeona Alice Powell (28 años) y la tercera clasificada Emma Kimilainen (32 años) ganaron las ocho carreras entre ambas en 2021. Todas ellas tienen una amplia experiencia en monoplazas -esta última subió al podio en la Fórmula Palmer Audi allá por 2009, y Powell estuvo en la parrilla de la GP3 en 2012- y dejaron al resto de las participantes recogiendo las sobras. Mientras que pilotos de la talla de Fabienne Wohlwend e Irina Sidorkova han subido al podio, la última piloto que no ganó una carrera en 2021 fue Marta García que lo hizo en Norisring en 2019. Se esperaba que la española avanzara y se convirtiera en una aspirante al título en 2021, pero ella no consiguió puntuar hasta Hungría y terminó la temporada en el puesto 12 de la clasificación.

Si la situación de García sería diferente si las pilotos experimentadas no hubieran regresado a la parrilla es una pregunta que no se puede responder. Pero mientras que tener puntos de referencia probados es un buen barómetro del desarrollo de una piloto, tener a las mismos pilotos ganando simplemente no ayuda a las que están por debajo buscando progresar exhibiendo sus resultados.

Chadwick, Powell y Kimilainen se repartieron las victorias entre ellas en 2021.

Chadwick, Powell y Kimilainen se repartieron las victorias entre ellas en 2021.

Photo by: Mark Sutton / Motorsport Images

Parte de la razón de ser de la W Series es que a menudo, las mujeres han luchado por el presupuesto para ascender en el escalafón y demostrar su talento.

Mientras que la W Series es una serie totalmente financiada, la F3 y la F2 no lo son. Esta semana, la dura realidad ha vuelto a ser un problema, ya que Lirim Zendeli se ha convertido en la última piloto que ha visto reducida su campaña en la F2 por problemas financieros.

Pero muchas pilotos no llegan tan lejos. Abbi Pulling, una de las pilotos reserva de 2021 en las W Series, no pudo continuar su temporada paralela en la F4 británica tras quedarse sin dinero. Pero sus buenas actuaciones en las W Series le han proporcionado una segunda oportunidad para atraer financiamiento, especialmente gracias a su impresionante actuación en Austin.

La joven de 18 años se hizo con la pole en la primera carrera, superando a Chadwick en la primera posición y sólo perdiendo el podio ante Powell en la última vuelta. En la segunda carrera, se situó detrás de Chadwick y se mantuvo segunda hasta la bandera, asegurando así la séptima posición de la clasificación en sólo cuatro carreras.

La ex piloto de Fórmula 3 Sophia Floersch, que irrumpió en el mundo de los sportcars el año pasado con el equipo femenino Richard Mille Racing LMP2, financiado por el presidente de la Comisión de Resistencia de la FIA, Richard Mille, explicó a Motorsport.com la naturaleza del problema el año pasado.

"No es ningún secreto que el deporte motor es muy caro", dijo. "Si tus padres no tienen el dinero cada año para pagar entre 1 y 2 millones de euros, o socios o patrocinadores o gente como Richard Mille que cree en tu historia, ahí es donde se hace más difícil para las mujeres, porque nunca hay una mujer que realmente rinda en las filas del automovilismo de alto nivel, donde los patrocinadores ven que las mujeres son realmente capaces de hacerlo”.

"Así que los patrocinadores dicen: 'Sí, pero primero tienes que demostrarlo', y no sólo tienen que demostrarlo una vez, tienen que demostrar cinco veces que eres realmente tan rápida como los hombres. Eso es como un círculo vicioso, porque no eres capaz de ganar una carrera si no tienes los mismos días de prueba que los demás. Aunque haya prohibiciones de pruebas en la F3 o la F2 o lo que sea, la gente puede encontrar la manera de sortear esas barreras. Creo que ese es el mayor problema para que las mujeres no consiguen los mismos acuerdos de patrocinio".

La buena actuación de Pulling en Austin, que se quedó al margen después de que la financiación pusiera fin a su campaña en la F4 británica, le dio un puesto automático en la parrilla del próximo año

La buena actuación de Pulling en Austin, que se quedó al margen después de que la financiación pusiera fin a su campaña en la F4 británica, le dio un puesto automático en la parrilla del próximo año

Photo by: Zak Mauger / Motorsport Images

Pero si las pilotos van a luchar para ser competitivas económicamente, incluso en el nivel de la F4, por no hablar de la graduación de la W Series, entonces ese es un problema que necesita ser arreglado - y es una carga que no puede ser asumida por la W Series por sí sola.

Si bien la directora ejecutiva Catherine Bond Muir y su equipo han logrado ofrecer una plataforma para mostrar a las mejores pilotos jóvenes y generar un zumbido en torno a las mujeres dentro del deporte motor, especialmente como parte del paquete de apoyo a la Fórmula 1 en 2021, ahora deben resolver cómo mantener su trayectoria positiva.

Esa curva ascendente no puede lograrse de forma aislada. Si la comunidad del automovilismo en general quiere dar más oportunidades a las mujeres que han brillado dentro de sus filas, pero que no pueden financiar su siguiente paso en la escalera de desarrollo, entonces también es necesario trabajar para que la W Serie sea parte de la pirámide de las categorías que alimentan a los grandes seriales.

Mientras que el campeón de la Fórmula Regional 2021, Gregoire Saucy, pasó la primera parte de esta semana probando en la F3 para el equipo ART, no se puede decir lo mismo de las principales competidoras de la categoría femenil.

En una muestra de cierto progreso, las pilotos de la Academia de la W Series, Nerea Martí y Sidorkova, han recibido un día completo de pruebas de F3 en Magny Cours la próxima semana, después de haber terminado cuarta y novena respectivamente en la clasificación general. Pero se necesita algo más que días de pruebas, con una clara línea de progresión necesaria para estimular a las que esperan entrar en la W Series y demostrar que es posible ascender.

La W Series es esencialmente un campeonato de Fórmula Regional y su posición como parte de las carreras de soporte de la Fórmula 1 y su exhibición en la televisión no significa que sea uno de los peldaños más altos de la escalera, y eso podría olvidarse cuando se busque ascender en la escalera de desarrollo.

La verdadera prueba de la serie será si consigue que más chicas se acerquen al karting, y la próxima mujer que llegue a la F1 como piloto casi seguro que se habrá inspirado de alguna manera en la W Series. Pero la única manera de que eso ocurra es con un movimiento ascendente.

Martí fue la mejor novata del año, terminando cuarta. Pero ningún piloto de la W Series figuró en los test de final de temporada de la F3.

Martí fue la mejor novata del año, terminando cuarta. Pero ningún piloto de la W Series figuró en los test de final de temporada de la F3.

Photo by: Dom Romney / Motorsport Images

El jefe de la F3 y F2, Bruno Michel, ha hablado previamente con Bond Muir sobre las formas de involucrar a las pilotos de la serie en la F3, diciendo que ha "tenido algunas discusiones con Catherine para ver cómo podemos tratar de trabajar juntos en el futuro", añadiendo que hay algunas "pilotos muy interesantes en la W Series."

"Aproveché que estaba con ellos en Austria, porque realmente estábamos al lado, para tener algunas conversaciones con Catherine, la directora general de la W Series, y ver cómo podemos intentar trabajar juntos en el futuro", dijo. "Porque hay algunas pilotos muy interesantes”.

"La cuestión es que la escala de edad en las W Series es mucho más amplia que para nosotros en la Fórmula 3, porque ellas tienen pilotos que van de los 19 a los 30, más o menos, y la Fórmula 3 va de los 16 a los 22, la media es de 19 o 20 diría yo”.

También lee:

"Así que la idea que hemos discutido es utilizar a las pilotos de la W Series para tratar de llevarlas a la Fórmula 1, por supuesto que tienen que entrar en la pirámide, y todo el mundo es completamente consciente de ello y todo el mundo lo entiende”.

"Estamos discutiendo la mejor manera de hacerlo, tal vez para ayudarlas a tener algunas pruebas en la Fórmula 3 para la ganadora, porque es muy importante que entren en la pirámide y no corran solas. Catherine está completamente de acuerdo con eso, así que es algo que estamos discutiendo, absolutamente".

Esas discusiones deben llegar pronto a buen puerto, porque la W Series merecen su lugar como parte de la escalera de las series de desarrollo, en lugar de junto a ella - y depende del deporte motor en su conjunto asegurar que eso suceda.

Arrancada.

Arrancada.

Photo by: Zak Mauger / Motorsport Images

compartidos
comentarios
Proponen que la campeona de la W Series gane un lugar en la F3
Artículo previo

Proponen que la campeona de la W Series gane un lugar en la F3

Mostrar comentarios