Por qué Honda se arriesga a quedarse sin Alex Rins

El maltrato de Honda hacia Alex Rins en este primer tercio del Mundial ha propiciado la posible marcha del español a Yamaha con vistas a la temporada que viene y como compañero de Fabio Quartararo.

Alex Rins, Team LCR Honda

El cierre de la división de MotoGP de Suzuki recolocó a Joan Mir y a Alex Rins en Honda. El primero recaló en el taller del equipo oficial de HRC y como vecino de Marc Márquez, mientras que al segundo se le buscó acomodo en la estructura LCR, la formación satélite de la marca del ala dorada.

A pesar de defender los colores de la escudería de Lucio Cecchinello, el contrato de Rins le vincula directamente con Honda. En un principio, el acuerdo expira a finales de 2024, pero en él existe una cláusula que le liberaría en el supuesto de presentar una oferta formal de cualquier otro equipo de fábrica. Según ha podido saber Motorsport.com, Yamaha ha llamado a la puerta del barcelonés, a quien considera una muy buena opción para reemplazar a Franco Morbidelli, habida cuenta de que el rendimiento del italiano no parece convencer a los dirigentes de la compañía de los diapasones.

En contra de Rins juega la grave lesión que sufrió en la carrera al sprint de Mugello, en la que se destrozó la pierna derecha, y que le mantiene de baja desde entonces. Tras dos operaciones todavía no está nada clara la fecha de su regreso a la competición, pero es poco probable que pueda hacerlo antes de Austria, el fin de semana del 20 de agosto.

En caso de concretarse la marcha del #42, HRC perdería al corredor que mejores resultados ha logrado en este 2023, el único que ha sido capaz de subir al podio en domingo y que, además, lo hizo con victoria, en Austin.

Fue precisamente en Estados Unidos donde Rins verbalizó de forma más directa su descontento con el trato que le dio Honda, sobre todo de parte de quienes planifican el material que se pone a disposición de los pilotos. "Noto que Honda se apoya poco en mí; me siento desaprovechado", dijo entonces, en referencia a la negativa obtenida cuando solicitó probar los distintos chasis que estaban siendo valorados por Márquez y Mir en aquella etapa.

Ese desplazamiento aún se hizo más evidente cuando entró en escena el ya famoso chasis Kalex, que Márquez probó, reprobó y hasta descartó, y que Rins todavía no ha probado. A pesar de reclamar el trato que él pensaba que merecía por palmarés y por lo que firmó en su día, el ganador en Texas obtuvo siempre un 'no' por respuesta, circunstancia que haría perfectamente comprensible su intención de cambiar de aires.

Motorsport.com entiende que la opción de recalar en Yamaha tiene todo el fundamento, y ahora la pelota está en manos de Honda y en los argumentos que pueda encontrar para convencerle de lo contrario. Pensar en que Rins pueda permanecer en LCR hasta que expire su contrato no parece lo más razonable si al otro lado de la balanza hay una oferta de un fabricante que, eso sí, tampoco pasa por su mejor momento.

De cualquier forma, no deja de ser llamativo que Márquez se esté planteando dejar la marca porque no hay forma de disponer de una moto que le permita volver a pelear por ganar, y que Rins piense en hacer lo mismo por el menosprecio recibido.

Más noticias de MotoGP 2023:

Be part of Motorsport community

Join the conversation
Artículo previo Cómo gestiona VR46 su conflicto de intereses con Bezzecchi en MotoGP
Artículo siguiente Por qué a Bezzecchi le iría mejor en VR46 que en Pramac

Top Comments

Sign up for free

  • Get quick access to your favorite articles

  • Manage alerts on breaking news and favorite drivers

  • Make your voice heard with article commenting.

Motorsport prime

Discover premium content
Suscríbete

Edición

Espanol Espanol