Márquez: "Sabía que me la jugaba pero tenía que arriesgar"

Marc Márquez, quien logró este domingo una gran victoria en la lluvia de Misano superando en la última vuelta a Danilo Petrucci, dijo que era necesario tomar riesgos debido a lo ajustado que se encuentra la pelea por el campeonato.

Márquez: "Sabía que me la jugaba pero tenía que arriesgar"
Podio: Ganador Marc Marquez, Repsol Honda Team, segundo Danilo Petrucci, Pramac Racing, y tercero Andrea Dovizioso, Ducati Team
Podio: ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Podio: ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Ganador de la carrera, Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team, supera a Danilo Petrucci, Pramac Racing
Marc Marquez, Repsol Honda Team, supera a Danilo Petrucci, Pramac Racing
Marc Marquez, Repsol Honda Team, Danilo Petrucci, Pramac Racing
Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team, sideways
Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team
Marc Marquez, Repsol Honda Team

Misano.- Nada parece ser imposible para Marc Márquez, o al menos eso aparenta. Ni en las condiciones más complicadas, ni bajo la lluvia de Misano. El de Honda, que hace 15 días perdió el liderato del Mundial por la rotura del motor de su Honda en Silverstone, lo recuperó este domingo con una victoria cocinada a fuego lento y tomando riesgos que escapan fuera de toda lógica.

Márquez tenía el segundo puesto asegurado, por detrás de Danilo Petrucci y superando al hasta entonces aún líder, Andrea Dovizioso. Pero no se conformó, no hizo cálculos ni de puntos, ni de riesgos. Atacó y tras el último paso por meta de las 28 vueltas insufribles sobre una pista que patinaba como el hielo, se jugó todo para adelantar a 'Petrux', superarlo y quedarse con la victoria.

“Han sido 25 puntos muy importantes, estoy sin voz porque cuando he cruzado la línea de meta he empezado a gritar como un loco, suerte que no llevamos micrófono en el casco, tenía que sacar la tensión porque ha sido una carrera muy dura, de mucha concentración y que sabía que si fallaba tenía un pie fuera del Mundial”, explicó esta tarde el piloto de Honda.

“Sabía que me la jugaba pero tenía que arriesgar, tienes que saber convivir con esta presión y lo hemos conseguido, hemos vuelto a tomar el liderato del campeonato, algo que es muy importante para mí pero sobre todo para la confianza del equipo. Quieras o no estaban todos en deuda después de lo que pasó en Silverstone y no quiero que se sientan así porque somos un equipo, o caemos todos o ganamos todos. Y ya con ganas de llegar ya a Aragón, ojala fuera mañana", añadió el piloto español.

Tomar riesgos

“Sé que con el segundo puesto valía, y que tomar tantos riesgos y caerme hubiera significado estar 30 puntos detrás de Dovi y con un pie fuera del título, adiós al Mundial y titulares así, pero al final es mi estilo y con esta forma de hacer las cosas he conseguido cinco Mundiales. Sí que intento gestionar los riesgos, pero hay momento como estos en los que sí lo hago porque en un campeonato tan igualado no sé si estos cinco puntos iba a echarlos de menos en Valencia”.

Márquez estuvo 20 vueltas detrás de Petrucci, estudiando y siguiendo al gigante italiano, hasta que en la última vuelta lo superó.

“La batalla con Petrucci, honestamente, me ha ayudado a controlarme. En carrera podía ir más rápido en varios puntos, pero gracias a la caída del warm up en la mañana me he dado cuenta de que podía caerme. Sinceramente, si no me hubiera caído en el warm up creo que lo hubiera hecho en la carrera. Siempre se tiene que mirar el lado positivo. He ido detrás de él y he pensado que me la iba a jugar en la última vuelta, hay menos riesgo empujando sólo una vuelta que haciéndolo cinco. Pero he empujado fuerte, porque también he pensado que era menos arriesgado ir fuerte en la última vuelta, que ir con Petrucci pegado a la rueda. Lo hemos gestionado bien”.

Y todo esto después de haber visto que, entre Moto3 y Moto2, se habían registrado más de cuarenta caídas.

“Bueno, se sale a pista muy poco convencido y con el culo apretado. Sales con mucha precaución, pero al mismo tiempo sabes que tienes que atacar, y mi objetivo era acabar por delante de Dovi en esta carrera”.

“En el primer cuarto de carrera no me sentía cómodo y sólo me he marcado un objetivo en ese momento que era controlar a Dovi, Lorenzo se había ido, me había pasado Petrucci pero no me preocupaba, iba cómodo y no quería tirar más de la cuenta. A mitad de carrera he pensado que el segundo puesto iba bien, pero luego la pista ha mejorado y he decidido atacar y llevarme esos cinco puntos extra”.

Justo en ese primer cuarto de la carrera, los ocho primeros giros, Jorge Lorenzo lideró y llegó a llevar cinco segundos de ventaja, aunque finalmente se cayó. Para Márquez era candidato al triunfo.

“Tal y como ha salido sí, iba como un cohete, con mucha confianza, sobre todo en las curvas que más patinaba parecía que a él no le patinaba, iba muy rápido”, dijo sobre el de Ducati.

El principio de la carrera, en el segundo o tercer giro, Máquez ha hecho un gesto con la pierna a su equipo cuando pasó por el muro.

“Tenía hablado con el equipo que si veía alguna posibilidad de que se secara la pista, que cambiaríamos la puesta a punto de la moto a seco, porque hemos cambiado mucho la configuración y necesitaban tiempo para cambiarlo. Al final quiero tener yo la responsabilidad, si luego pasa algo no quiero reprochar nada a nadie y sé que el equipo ha hecho un gran trabajo”.

Besos a la grada italiana

Por la mañana, durante el warm up, Márquez ha marcado el mejor tiempo, pero ya casi al final se ha ido al suelo, sufriendo una buena caída, lo que ha arrancado los aplausos de los aficionados italianos. A continuación, cuando el piloto era llevado al box en un scooter de los comisarios, los silbidos y abucheos arreciaran, y el de Honda lanzó unos besos a la grada.

“Besos y amor que no falten nunca”, dijo entre risas.

Ya más en serio, sobre los abucheos que se reprodujeron en el podio, Márquez hizo una reflexión.

“Al final tienes que convivir con ello, aquí en Italia sobre todo. Los del podio los puedes llegar a entender, pero lo que me hace sentir mal es que después de una caída aplaudan. Que celebren la caída de un piloto, de cualquier piloto, es una falta de responsabilidad, nos estamos jugando la vida a 300 por hora para que nos vengan a ver. Puedes apoyar a un piloto u otro, pero no deseas la caída de nadie. Espero que mis seguidores y aficionados nunca jamás aplaudan la caída de otro piloto, sea quien sea”, zanjó el tema el nuevo líder del Mundial.

 

 

 

compartidos
comentarios
Petrucci dice que comenzará a ayudar a Dovizioso

Artículo previo

Petrucci dice que comenzará a ayudar a Dovizioso

Artículo siguiente

Viñales: "En mojado nos falta mucho"

Viñales: "En mojado nos falta mucho"
Mostrar comentarios