Declaraciones
MotoGP GP de San Marino

Bagnaia explica la razón de su peligrosa caída en Barcelona

Pecco Bagnaia comentó en su reaparición en Misano que ni Ducati ni él cometieron errores que provocaran la caída en Montmeló, y señaló el mal estado de la pista.

Francesco Bagnaia, Ducati Team

Pecco Bagnaia ha sido el gran protagonista de estos días en el Mundial de MotoGP, desde que sufriera su fuerte accidente en la salida del Gran Premio de Catalunya y en el que fue atropellado por la KTM de Brad Binder. Un momento en el que se temió por la integridad física del piloto, pero que finalmente ha resultado ser más leve de lo que parecía de cara a este fin de semana.

Y es que el italiano se encuentra en Misano con el 'apto' por parte del equipo médico del campeonato, una vez que el propio domingo de Montmeló ya se confirmó que no tenía ninguna fractura, solo contusiones cuyo estado tendrá que probar en su segunda carrera de casa de la temporada, una vez que salga a pista el viernes, para los primeros entrenamientos.

Así, Bagnaia reapareció este jueves en la rueda de prensa oficial de pilotos, que ha dado el pistoletazo de salida al GP de San Marino, duodécima prueba de la campaña, y explicó cómo se encuentra y cómo han sido sus últimos días desde el incidente.

"Estoy encantado y me siento afortunado de poder estar aquí", empezó. "Debo darle las gracias a todo el trabajo que se está haciendo a nivel de seguridad. Creo que la evolución es lo mejor del mundo, a nivel de protección. Era muy importante estar aquí, en la carrera de casa, y hemos trabajado mucho. No ha sido fácil, porque el lunes no fue un día sencillo, pero estuvimos trabajando duro con todo mi equipo. Estoy muy orgulloso de ello".

"Es increíble el paso que hemos dado desde el lunes. Voy a seguir haciendo terapia todo el fin de semana y creo que iré mejorando día a día a nivel físico. He intentado subirme a la moto antes y me he sentido bien", siguió.

Sobre dónde le está afectando más la lesión, Bagnaia señaló varias partes: "En el trasero, que eso es algo que no va a ayudar. En la rodilla derecha tengo un hematoma, es donde llegó el impacto con la moto de Binder. Baja hasta el pie, con lo cual será problemático para mover bien la pierna".

Al respecto de qué provocó el accidente, Pecco fue claro: "Desde la moto sentía desde la vuelta de calentamiento que el agarre trasero que tenía era cero. Casi me caigo en tres ocasiones, en la curva 3, en la 9 y en la 12, y sin empujar, porque era la 'Warm Up Lap'. Y en la primera curva perdí el tren trasero. Si te fijas, Jorge Martín tuvo que apurar la frenada, por eso tenía esa distancia en la segunda curva. En cuanto incliné y abrí más el gas perdí el control. Estuvimos comprobando los datos y a nivel de electrónica, mecánica y estilo de pilotaje no cometimos ningún error. Estamos esperando a que Michelin analice los datos. Fue bastante duro y bastante extraño".

Más de MotoGP:

 

"El análisis de Michelin puede llevar mucho tiempo. No sé si mi en mi equipo han hablado con ellos. Lo que quiero es pedirles una respuesta, porque quiero entender por qué me deslizaba la moto tanto de detrás cuando el neumático ya estaba caliente", continuó.

Posteriormente, Bagnaia analizó sus sensaciones desde la moto en el momento y después de irse al suelo: "Desde la moto pensaba que nunca se me acababa la derrapada. Luego empezó a moverse la moto, lo notas porque estás a punto de hacer un 'highside', conozco la sensación del Rancho (de Valentino Rossi) y estaba preparado. Sentí que me explotaba el airbag. El mayor impacto fue el que tuve contra el suelo. Tenemos una protección de cadera y me ha ayudado muchísimo".

"Cuando estaba rodando, estaba viendo y oyendo a todas las motos. Al ver a la KTM pasarme por encima estaba cruzando los dedos para que nadie me tocara además de esa moto. Fue una situación dramática, y tuve la 'fortuna', desgraciadamente para Enea, de que ya había cinco motos fuera de carrera. El mejor trabajo lo hicieron Jorge y Brad, que controlaron mejor la situación de manera increíble", opinó.

Al respecto de qué pudo causar la caída, el italiano rechazó posibles soluciones como aumentar el espacio entre pilotos en las salidas, pero hizo hincapié en la mala situación del asfalto del Circuit: "Por mi parte, creo que no podemos continuar pilotando en Montmeló a nivel de seguridad en las próximas temporadas. El asfalto y el agarre son un desastre. Es la carrera con mayor cantidad de caídas todo el año, y en la curva 5 parece que vas sobre hielo. Ha superado el límite de la seguridad. Esto ha sido otro elemento más a añadir en el listado de factores que han propiciado mi caída".

Por último, Bagnaia elucubró con qué podría haber pasado en Barcelona si no se hubiera caída y aseguró que quiere luchar en Misano si se encuentra bien: "Volví a ver la carrera y fue bonito. Aleix Espargaró hizo mucho esfuerzo para recortar la ventaja sobre Maverick Viñales. Quizás habría sido una gran pelea si hubiera estado allí. En este circuito, creo que la salida no será diferente. Allí (en Catalunya) es algo más arriesgado porque llegamos en quinta a una curva de 90 grados. Esta salida es similar, pero la curva está más cerca".

"Mañana por la mañana tenemos que ver las sensaciones sobre la moto, pero Misano es uno de mis grandes premios favoritos, el de casa. La fuerza que te da la afición es increíble, y conozco el circuito al dedillo porque entreno aquí", finalizó.

Be part of Motorsport community

Join the conversation
Artículo previo Martín: "No tengo muchas expectativas para Misano"
Artículo siguiente Márquez coquetea con la posibilidad de desembarcar en Gresini

Top Comments

Sign up for free

  • Get quick access to your favorite articles

  • Manage alerts on breaking news and favorite drivers

  • Make your voice heard with article commenting.

Motorsport prime

Discover premium content
Suscríbete

Edición

Espanol Espanol