El inicio de año de Vettel es el mejor de un piloto Ferrari desde 2004

Con dos victorias en tres grandes premios, Sebastian Vettel ha arrancado el curso 2017 como no lo había hecho ningún otro piloto de Ferrari desde hace 12 temporadas.

"Si Vettel está feliz, todos estamos felices", declaraba el presidente de Ferrari, Sergio Marchionne, tras la segunda prueba de la temporada de Fórmula 1, en China. Allí, el alemán no pudo hacerse con la victoria, pero logró remontar hasta la segunda posición para mantenerse empatado con Hamilton en el campeonato.

Ferrari ha fabricado un coche muy competitivo ("no tiene ningún verdadero punto débil", decía Marc Gené en sus respuestas a los lectores de Motorsport.com), y, más aún, un coche que, ya sin la influencia de James Allison, se adapta a la perfección al estilo de Vettel.

La alegría en Maranello es muy contenida, tanto en actos como en palabras. Las dos victorias en tres carreras no han provocado grandes celebraciones, pero sí satisfacción de saber que en diversas condiciones (frío, lluvia, calor) y en tres circuitos diferentes, el SF70-H rinde.

Y, mientras que Raikkonen ha sido cuestionado incluso por el presidente tras un inicio dubitativo de año, Vettel es considero el único rival que puede plantar cara a Lewis Hamilton en la batalla por el título.

El tetracampeón, en tres grandes premios, ha conseguido dos triunfos y un segundo puesto, sumando un total de 68 sobre 75 puntos posibles (el 90'6 %). Y hay que remontarse a 2004 (cuando Schumacher ganó las tres primeras pruebas) para ver un arranque mejor en un piloto de la Scuderia.

El 'Kaiser' sumaría 12 victorias en las 13 primeras carreras, algo que a día de hoy parece impensable, pero Vettel ha estrenado temporada con mejor pie que él mismo, Raikkonen, Massa, Alonso o Schumacher desde 2005.

2007 (último título de pilotos de los del Cavallino) y 2008 (última corona de constructores) empezaron también con dos victorias de los de rojo en tres carreras, pero en aquellas dos ocasiones los primeros puestos se los repartieron entre Massa y Raikkonen. Por su parte, Sebastian no ganaba dos de tres al comenzar un curso desde 2011, año de su segundo mundial.

Vettel y su "obsesión por el trabajo" calan cada vez más en Ferrari, y sus continuos guiños no hacen sino reforzar una relación que, de momento, ha empezado 2017 feliz. Si el viento acabará borrando la sonrisa de sus caras es algo que sólo el tiempo irá diciendo, pero piloto y equipo han arrancado con el pie derecho.

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Pilotos Sebastian Vettel
Equipos Ferrari
Tipo de artículo Noticias de última hora
Etiquetas f1, f1 2017, ferrari, formula 1, scuderia ferrari, sebastian vettel, vettel

Zona roja: lo que ahora está en tendencia