Fórmula 1 GP de España

Red Bull explica su test ‘secreto’ en Imola que se filtró en Barcelona

Red Bull realizó días atrás una prueba privada en Imola con Max Verstappen al volante de un RB18 de la temporada 2022 de Fórmula 1, lo cual se filtró este viernes en el GP de España. Esta es la explicación de la escudería.

Max Verstappen, Red Bull Racing RB20

Red Bull Racing está al frente en el campeonato de pilotos y de constructores, pero su 2024 no va sobre rieles como sucedió el año pasado, cuando el equipo de Milton Keynes arrasó al ganar 21 de los 22 grandes premios disputados.

Max Verstappen comenzó en gran forma este año, al igual que Sergio Pérez, pero en las últimas carreras se profundizaron algunos problemas en el manejo del RB20, que hacen sufrir a sus pilotos al pasar por bordillos y baches.

Pese a eso, Verstappen se las arregló para ganar dos de los cuatro últimos grandes premios, aunque el equipo no se dejó llevar y tuvo en claro que fueron carreras que tranquilamente podría haber perdido ante el avance de sus rivales McLaren, Ferrari y Mercedes. Pérez, por su parte, ha sufrido mucho más que su compañero.

Por eso, para tratar de entender mejor sus dificultades y trabajar en posibles soluciones, Red Bull regresó a principios de esta semana al Autódromo Enzo y Dino Ferrari de Imola, donde Verstappen ganó ajustadamente el mes pasado, para poner en pista su monoplaza de F1 de hace dos años, el RB18.

Los equipos tienen prohibido realizar pruebas con sus coches actuales -excepto dentro de lo que se considera días de filmación, cuando pueden girar de forma limitada y con neumáticos de demostración-, pero no hay restricciones para hacer ensayos con monoplazas de dos o más años de antigüedad.

Al haber sido 2022 el año en que comenzó la actual era reglamentaria de coches de efecto suelo, Red Bull entendió que podía hacer comparaciones con su máquina de aquel año en una pista donde apenas semanas atrás disputó un gran premio con su coche de esta temporada.

La visita a Imola había permanecido en secreto, pero se filtró en el paddock este viernes en el marco del Gran Premio de España, lo que llevó a que sea motivo de consulta cuando Paul Monaghan, ingeniero jefe de Red Bull, atendió a los medios de comunicación en Barcelona.

"Realmente tratamos de darle a Max una referencia de un coche anterior", comenzó el británico al explicar las razones detrás del test.

"Cuando intentas evaluar los puntos fuertes y débiles de un coche actual, su referencia es el coche actual. Y podrías decir: 'Bueno, en años anteriores hemos tenido esto, hemos tenido aquello, ¿en serio? Porque no los hemos corrido al mismo tiempo. Así que al sacar ese coche, tratamos de dar a Max una referencia para juzgarlo, y él ha sido capaz de darnos feedback de eso y depende de nosotros, lo que hacemos con eso'", explicó.

Max Verstappen, Red Bull Racing RB20

Max Verstappen, Red Bull Racing RB20

Photo by: Zak Mauger / Motorsport Images

Al ser preguntado si la opinión de Verstappen había cambiado de alguna manera luego del test, Monaghan respondió: "Su opinión no cambiará como tal. Simplemente le damos una referencia diferente. Los puntos fuertes y débiles de los coches son los que nosotros percibimos. Obviamente, podemos juzgarlo en relación con nuestros rivales, pero lo mezclamos con sus comentarios, los de Checo (Pérez), y decimos: 'ok, ¿estamos bien' ¿Estamos malos? Miramos en los datos, a ver si es válido decir que somos mejores o peores que los demás. ¿Cuál es su percepción? ¿Por qué lo dice? Y luego, ¿qué demonios hacemos al respecto?'"

El hecho de que Red Bull haya decidido desempolvar su monoplaza de 2022 para buscar solucionar sus problemas de 2024 es una muestra de la difícil tarea que tiene por delante la escudería campeona de la F1.

El propio Monaghan se refirió al respecto al ser consultado qué tan complejo era arreglar el inconveniente puntual con los bordillos.

"Pregúntame al final de la temporada, o al final de la próxima temporada también y te daré una respuesta realista", dijo.

Y continuó: "No es imposible. No sé cómo ofrecer una respuesta para decir qué tan difícil es. Si fuera fácil, ya lo habríamos hecho. No va a ser fácil. La magnitud del problema - miro a otros coches y no parece que se suban a los bordillos, chocan contra algo, lo lanza por los aires. Nosotros hacemos lo mismo. La cuestión es, ¿podemos mejorar lo suficiente para ser más rápidos que nuestros rivales? Ese es el reto, y en la respuesta está que no sabemos cómo. Sólo tenemos que hacer lo mejor que podamos en este proceso incremental, carrera a carrera, que ya veremos".

Más de la Fórmula 1:

Be part of Motorsport community

Join the conversation
Artículo previo Checo Pérez sobre su difícil viernes en España: Perdimos el rumbo en alguna parte
Artículo siguiente F1 GP de España 2024: A qué hora y cómo ver la clasificación

Top Comments

Sign up for free

  • Get quick access to your favorite articles

  • Manage alerts on breaking news and favorite drivers

  • Make your voice heard with article commenting.

Motorsport prime

Discover premium content
Suscríbete

Edición

Espanol Espanol