Comentario
Fórmula 1 Test Bahrein

Por qué Red Bull mete miedo en las pruebas de la F1 en Bahréin

Red Bull se muestra fuerte en los ensayos de pretemporada de la Fórmula 1 y en el paddock de Bahréin hay quienes se animan a vaticinar que el RB19 tiene un ritmo diferente, según escribe Roberto Chinchero desde el circuito de Sakhir.

Es de noche en el circuito de Sakhir. El pitlane está perfectamente iluminado por luces artificiales y los monoplazas están en manos de los mecánicos, cada uno con un programa de trabajo claro y detallado.

En el garaje de Red Bull aparece Adrian Newey, con su paso característico y su carpeta siempre presente en su mano derecha. Se mueve despacio, observa, intenta no ocupar los espacios donde trabajan los mecánicos, luego se acerca al monoplaza y empieza a rozarlo con el dedo índice de su mano derecha. Pequeños gestos, casi imperceptibles. No es por eso por lo que el Red Bull es hoy el mejor monoplaza en pista, pero sí es una verdad que el RB19 asusta a todos los rivales.

El paddock de la Fórmula 1 es un protectorado de bocas selladas, y no digamos ya escurrir unas cuantas opiniones en un escenario que aún no tiene clasificaciones oficiales. Tras sólo dos días de pruebas, intentar elaborar un orden jerárquico expone a rotundos riesgos, pero son muchos (algunos en susurros, otros con muecas explícitas) los que creen que Max Verstappen y el RB19 han empezado con un ritmo diferente.

Lo cual, bien mirado, no es exactamente una noticia sorprendente, dado el epílogo de la temporada pasada, pero se teme que la brecha a finales de 2022 siga ahí, o incluso haya crecido.

Es demasiado pronto para decir si el nuevo Red Bull podrá ser un coche de poles, pero hay que tener muy en cuenta lo que refiere a ritmo de carrera. Las tandas largas de Verstappen el viernes fueron impresionantes en cuanto a velocidad y, sobre todo, consistencia, confirmando que el RB19 parece tratar los Pirelli mejor que nadie.

Max Verstappen, Red Bull Racing RB19

Max Verstappen, Red Bull Racing RB19

Photo by: Mark Sutton / Motorsport Images

En el manejo del compuesto C3, que será el blando en el GP de Bahréin del próximo fin de semana, no hubo historia: Verstappen dio 22 vueltas, empezando con un tiempo de 1'37"996 y terminando en 1'37"550. Con el mismo compuesto, Leclerc comenzó la simulación en 1'38"643, terminando en 1'40"237. Con el C1 (utilizado por Leclerc en el segundo stint de su simulación de carrera) el Ferrari confirmó un buen rendimiento, perdiendo menos de cuatro décimas en una 'tanda' de 19 vueltas.

Queda por ver qué puede hacer Sergio Pérez, quien hoy se dedicó a realizar trabajos puntuales pedidos por Red Bull y mañana tendrá todo el día para conducir el RB19.

El viernes, justamente, el SF-23 de Ferrari saldrá a pista con un alerón trasero más cargado y una puesta a punto más rígida en la parte trasera, y tanto Leclerc, que rodará por la mañana, como Sainz, tendrán la oportunidad de realizar un último test antes del fin de semana de carrera.

Más de la Fórmula 1:

En este escenario, Mercedes parece más lejos, tanto de Red Bull como de Ferrari, y la Scuderia carga ahora sobre sus hombros con las esperanzas de quienes temen un inicio de temporada desigual.

Las palabras pronunciadas por Toto Wolff pesan, porque hablar de la necesidad de grandes actualizaciones en un monoplaza que debutó en pista treinta y seis horas antes no huele nada bien.

Carlos Sainz, Ferrari SF-23

Carlos Sainz, Ferrari SF-23

Photo by: Zak Mauger / Motorsport Images

Un veredicto que sería rotundo, porque si en 2022 en Brackley dieron un paso en falso tras una borrachera de triunfos, doce meses después se daba por hecho que al menos los problemas del año pasado quedarían zanjados.

No muy lejos del box de Mercedes también se respira aire pesado en la casa McLaren, con un monoplaza que curiosamente se anuncia con un semblante poco optimista, y motivos no le faltan. El nuevo director del equipo, Andrea Stella, no se anda con rodeos: hay riesgo de no pasar de la Q1...

El sábado termina una prueba que dirá mucho cuando se lea en perspectiva. Ferrari ha confirmado que tanto Leclerc como Sainz tendrán una simulación de clasificación en su programa, al igual que seguramente hará la mayoría de equipos.

Será curioso si la caza de la vuelta rápida será con el compuesto C3 (es decir, el que será el blando el fin de semana de la carrera) o si alguien decidirá alterar el cronómetro con el C5, como han hecho hoy Nyck De Vries y Guanyu Zhou. Para el piloto chino del Alfa Romeo quedó al menos el placer de terminar el día como líder, que aparte del valor técnico, es en cualquier caso algo que da placer y ayuda al estado de ánimo.

Zhou Guanyu, Alfa Romeo C43

Zhou Guanyu, Alfa Romeo C43

Photo by: Mark Sutton / Motorsport Images

Be part of Motorsport community

Join the conversation
Artículo previo Mercedes F1 investigará durante la noche su pérdida de rendimiento
Artículo siguiente McLaren explica las razones del bajo rendimiento del MCL60 para 2023

Top Comments

Sign up for free

  • Get quick access to your favorite articles

  • Manage alerts on breaking news and favorite drivers

  • Make your voice heard with article commenting.

Motorsport prime

Discover premium content
Suscríbete

Edición

Espanol Espanol