Mercedes espera que no haya protestas por las suspensiones en Melbourne

El jefe de Mercedes, Toto Wolff, insiste en que no está preocupado sobre la posible protesta en la cita de Australia contra el sistema de suspensiones que utiliza su equipo.

El debate entre los equipos sobre la legalidad de un sistema de suspensiones hidráulico más inteligente ha estado sobre la mesa desde que Ferrari pidiera una aclaración se finales del año pasado. 

La situación aún no ha sido resuelta, pero se espera que la FIA emita una directiva técnica al respecto antes de los primeros test de pretemporada la semana que viene, y aún no es seguro cómo se desarrollarán las cosas. 

Un escenario –el que ha defendido el director técnico de Force India, Andy Green– es que Ferrari reciba una respuesta definitiva al respecto si protesta por el artilugio en la suspensión en Melbourne.

Para Mercedes, que ha sido una de las pioneras con esta tecnología, una resolución de la FIA en contra, o una protesta en Melbourne, podría suponer un gran dolor de cabeza para el resto del año. 

Pero en la presentación del nuevo monoplaza este jueves, Wolff aseguró que está totalmente tranquilo al respecto.

"Ha habido discusiones durante las reuniones técnicas sobre las suspensiones y su legalidad", dijo al ser preguntado por Motorsport.com sobre cómo ve el asunto. 

"Por lo que sabemos, puedo estar muy confiado y cómodo con la situación. Conocemos lo que dicen las reglas y lo que podemos o no podemos hacer". 

"Creo que es el típico revuelo inicial de comienzos de temporada y es algo que no nos preocupa realmente". 

Escribe un comentario
Mostrar comentarios
Acerca de este artículo
Series F1
Evento GP de Australia
Pista Albert Park Circuit
Equipos Mercedes
Tipo de artículo Noticias de última hora
Etiquetas f1 2017, gp australia 2017, mercedes suspensiones, suspensiones f1 2017