Entrevista
Fórmula 1 GP de Mónaco

Leclerc molesto por el fin de semana de Ferrari en Mónaco

Charles Leclerc terminó sexto en el GP de Mónaco. El piloto de Ferrari tuvo problemas con los neumáticos en el primer stint, luego se dejó engañar por la elección que hizo el muro de Ferrari cuando llegó la lluvia.

El Gran Premio de Mónaco debería haber sido un hito importante para Ferrari, sobre todo después de un inicio de temporada muy por debajo de las expectativas. En lugar de ello,el fin de semana se sumó a las grandes decepciones de una temporada que empezó mal y que, a la espera de las noticias para el SF-23, continúa peor y con Charles Leclerc fuera de sus aspiraciones de luchar por el podio. 

Cuando ondeó la bandera a cuadros, Ferrari se encontró como el quinto equipo en el orden de los resultados. Además de los habituales Red Bull de Max Verstappen y el Aston Martin de Fernando Alonso, los rojos fueron precedidos por el nuevo -pero hasta ahora no emocionante- Mercedes W14 B de Lewis Hamilton y George Russell, pero también por el Alpine de Esteban Ocon, hoy incluso en el podio.

El primer SF-23 que cruzó la línea de meta fue el de Charles Leclerc. El monegasco, tras la penalización de ayer, no pudo recuperar posiciones. Tras un primer stint con los neumáticos duros, muy complicado en las últimas vueltas, la lluvia primero y algunas decisiones tomadas por el muro de carrera relacionadas con la meteorología se lo pusieron aún más difícil.

"Hemos tenido problemas en la última parte del stint con los neumáticos duros, he notado algo extraño. Antes de ese momento los neumáticos iban muy bien", dijo Leclerc tras la carrera.

"Intentaba gestionar y salvar los neumáticos traseros, pero en cierto momento hubo una especie de decaimiento y tuvimos problemas".

Charles Leclerc, Scuderia Ferrari

Charles Leclerc, Scuderia Ferrari

Photo by: Jake Grant / Motorsport Images

El SF-23, a la espera de las mejoras que llegarán en Barcelona, sigue presentando sus mayores defectos que ya se han hecho patentes desde el inicio de esta temporada. El principal de ellos es la gestión de los neumáticos.

"No hay duda de que queda mucho trabajo por hacer. Sabemos que la gestión de los neumáticos sigue siendo un punto débil para nosotros", prosiguió el monegasco.

Cuando llegó la lluvia, Ferrari no reaccionó inmediatamente optando por llamar a los pilotos para que montaran los intermedios. En su lugar, optó por esperar a un Safety Car para aprovechar la situación y ganar tiempo y posiciones.

Esta posibilidad, sin embargo, nunca se materializó y le tocó a Leclerc explicar qué llevó al equipo Ferrari a esperar tanto antes de llamar a sus pilotos para cambiar los neumáticos.

"Cuando empezó a llover éramos conscientes de los riesgos que corríamos al quedarnos fuera más tiempo que los demás. Ahora que la carrera ha terminado es obvio decir que deberíamos haber entrado antes.

"Pero digamos que en esas condiciones, cuando llueve y hay muchos coches con slicks, a menudo compensa más quedarse fuera y esperar a que entre un Coche de Seguridad que volver a entrar directamente.

"Sin embargo, el Safety Car nunca llegó y perdimos posiciones en ese momento. Fue una elección", concluyó Charles.

Más de la Fórmula 1:

Be part of Motorsport community

Join the conversation
Artículo previo Verstappen explica cómo golpear el muro lo ayudó en Mónaco
Artículo siguiente Horner califica de "horrible" el paso de Checo Pérez por Mónaco

Top Comments

Sign up for free

  • Get quick access to your favorite articles

  • Manage alerts on breaking news and favorite drivers

  • Make your voice heard with article commenting.

Motorsport prime

Discover premium content
Suscríbete

Edición

Espanol Espanol