Alonso: "Conseguimos un resultado que no merecíamos"

Fernando Alonso terminó 8º en Monza. Un resultado positivo, aunque admite que hubo "ayuda" de los incidentes y que Alpine "no tiene margen para fallar".

En la salida del GP de Italia, Alonso se mantuvo en mitad del pelotón, aguantando su posición, pero ganó un puesto cuando Antonio GIovinazzi se tocó con Sainz tras volver de manera insegura a pista en la primera vuelta. 

Mientras aguantaba el envite de Latifi, que pasó a Ocon y Vettel con el Williams, perdió el 9º puesto ante un Valtteri Bottas con neumáticos duros que venía remontando desde antes de la vuelta 20 de la carrera.

El piloto español de Alpine empezó entonces a abrir hueco con Latifi hasta los cuatro segundos, tras 22 vueltas.

Cuando en la vuelta 26 Verstappen y Hamilton protagonizaron su segunda gran polémica de la temporada, el español ascendió al 8º puesto de manera gratuita, y del mismo modo entró a cambiar las gomas medias por las duras, bajo el Safety Car, volviendo a posicionarse justo detrás de Lance Stroll.

Aunque el español acabó octavo, detrás del Aston Martin del canadiense, este está siendo investigado por no respetar las banderas amarillas y podría hacerle ganar otra posición si hay sanción.

También lee:

Alonso opinó ante los micrófonos de DAZN F1 de España que el resultado era positivo y que, evidentemente, el Alpine se encontraba fuera de su lugar 'real'.

"La verdad que ha sido un fin de semana no competitivo para nosotros. Clasificamos 13º y 14º el viernes, así que supongo que esa era nuestra posición real. Ayer ganamos alguna posición con los incidentes que hubo, y hoy otra vez hubo más incidentes y conseguimos ganar posiciones", afirmó el asturiano.

"Quizá hemos conseguido un resultado que no merecíamos aquí, gracias a un poco de ayuda. Son buenos puntos para el equipo".

El margen de maniobra de Alpine en circuitos como Monza es mínimo, ya que cualquier fallo puede condenar tanto a Alonso como a Ocon al final de la parrilla, apartándoles rápidamente de la lucha por los puntos.

"Nosotros no tenemos ningún margen", comentó Fernando. "Este fin de semana fuimos menos competitivos de lo que hubiésemos querido, quizá los sextos o séptimos coches en parrilla, viendo la clasificación del viernes. No nos podemos permitir ni una salida de pista, ni un trompo, ni un toque, ni un mal pit stop..."

"Tenemos que hacer todo perfecto, a ver si vamos arañando aquí y allá, y hemos hecho otra carrera con una ejecución perfecta".

Tras tres grandes premios consecutivos, llega una semana de descanso que Alonso espera junto al equipo, aún echando la vista atrás y al récord que podrían ostentar de 10 grandes premios seguidos puntuando. Récord roto por la 'no carrera' de Spa-Francorchamps y el criticado reparto de puntos que se hizo.

"Hay ganas de parar. Una pena lo de Bélgica, porque este [el GP de Italia] hubiese sido el décimo gran premio puntuando. Ese gran premio duele aún, que hayan dado puntos", comentó entre risas.

La recta final de la temporada llega con Alpine descartando ninguna mejora o actualización de su A521. El bicampeón del mundo sabe que serán unas carreras largas y una época en la que todas las miradas están puestas en 2022.

"Hay que preparar estas últimas carreras. Los coches van a estar tal y como hemos acabado estas últimas, ya no hay mejoras ni nada que poner. Va a ser una última parte del año larga".

"Todos los equipos piensan ahora que están haciendo las cosas bien [con el coche de 2022], pero somos realistas. Es un cambio de reglamento muy grande y hay áreas del coche que sorprenden cada semana", concluyó el español en referencia al desarrollo del próximo monoplaza de la marca francesa para la temporada 2022 de Fórmula 1.

 
compartidos
comentarios
Hamilton "sorprendido" de no recibir ayuda de Verstappen tras choque

Artículo previo

Hamilton "sorprendido" de no recibir ayuda de Verstappen tras choque

Artículo siguiente

Sainz: "Después del golpe del sábado perdí confianza"

Sainz: "Después del golpe del sábado perdí confianza"
Mostrar comentarios