Noticias
Fórmula 1 GP de Estados Unidos

Otro secreto del RB19; el sistema de refrigeración y escapes aerodinámicos

El monoplaza de Adrian Newey, que ha ganado dieciséis de los diecisiete Grandes Premios disputados esta temporada, sigue sorprendiendo: el RB19 no tiene un secreto técnico que lo haga imbatible, pero sí una serie de soluciones extremas que, combinadas, generan una superioridad incuestionable. El último truco que pudo apreciarse en Qatar es la inusual forma de los radiadores, diseñada para favorecer un empaquetamiento sin precedentes del sistema de refrigeración.

Radiador del Red Bull Racing RB19

¿El secreto? Muchos lo buscan, pero nadie lo encuentra, porque no existe. Red Bull tiene un monoplaza dominante: el RB19 es la máxima expresión de un coche moderno con efecto suelo. En diecisiete GPs ha ganado dieciséis: 14 con Max Verstappen y 2 con Sergio Pérez, dejando sólo Singapur al Ferrari de Carlos Sainz. La creación de Adrian Newey representa la excelencia se mire por donde se mire, ya sea aerodinámica, chasis o mecánica.

Red Bull Racing RB19

Red Bull Racing RB19

Foto de: Giorgio Piola

En el pasado GP de Qatar quedó claro hasta qué punto Red Bull había demostrado superioridad en la gestión de los neumáticos: cuando la dirección de carrera había impuesto stints de un máximo de 18 vueltas, lo que de hecho llevó a la obligación de tres paradas en boxes para finalizar el GP, se vio que el RB19 pagaba el precio de no poder alargar las tandas para marcar una gran diferencia, con los McLaren quedándose más cerca de lo habitual del coche de Milton Keynes.

Pero este fue el resultado de una serie de decisiones que el 'genio' británico tomó en la fase de diseño. Y el efecto combinado ha dado lugar a un asombroso rendimiento del RB19 (al menos con el tricampeón del mundo, ya que al piloto mexicano a menudo le ha costado explotarlo y ponerlo a punto).

Confronto del raffreddamento del telaio della Red Bull Racing RB19

Comparación de la refrigeración del chasis del Red Bull Racing RB19

Foto de: Giorgio Piola

El chasis, comparado con el del RB18, que era cuadrado, ha pasado a ser ovalado en la cuna inferior, mejorando la eficiencia aerodinámica y el caudal hacia los canales Venturi. El minucioso trabajo también ha permitido ahorrar peso en la carrocería. Pero el aspecto que más curiosidad despertó fue sin duda uno marginal que Newey no pasó por alto: refrescar a los pilotos en el habitáculo. Adrian había definido dos soluciones diferentes con una toma de aire más pequeña en la parte superior y una doble más grande en la inferior, y es fácil adivinar cuál se utilizó en Lusail en la cita que puso a varios pilotos en serias dificultades físicas tanto por la temperatura (32 grados) como por la humedad (80%).

Obviamente, el coche se ha actualizado constantemente a lo largo de la temporada y la mayor parte del trabajo se ha dedicado a la investigación aerodinámica. Hemos visto un cambio en la forma de los vientres con un cierre gradual de las entradas del radiador como resultado de un alargamiento de la bandeja inferior, que también ha permitido aumentar el flujo de aire hacia la parte inferior.

El bordillo se revisó, al igual que el difusor trasero: los dibujos de Giorgio Piola muestran la evolución del extractor. En la versión de Mónaco había una pared exterior con una conexión curvada en la superficie superior, mientras que en Doha se optó por un diseño cuadrado. El caudal y la calidad del flujo han cambiado, de modo que ni los ojos más atentos han pasado por alto los desviadores de flujo curvados.

Il diffusore della Red Bull RB19 al GP di Monaco

Il diffusore della Red Bull RB19 al GP di Monaco

Photo by: Giorgio Piola

Il diffusore della Red Bull RB19 al GP del Qatar

Il diffusore della Red Bull RB19 al GP del Qatar

Photo by: Giorgio Piola

Pero hay otro aspecto muy interesante que sólo pudo descubrirse a raíz del incidente ocurrido en Qatar con el RB19 de Sergio Pérez durante la carrera Sprint. Los técnicos de Pierre Waché se vieron obligados a sustituir el chasis del piloto mexicano porque en el accidente provocado por Esteban Ocon con el Alpine, el Haas de Nico Hulkenberg había quedado encerrado en un sándwich, su lado derecho había quedado devastado y los radiadores habían quedado destrozados.

El incidente puso al descubierto una parte inédita del sistema de refrigeración: el radiador, de hecho, se diseñó y construyó para quedar bien encajado en el lateral del RB19. No es un elemento cuadrado u ovalado, como muchos han visto, sino que tiene una compleja forma tridimensional con una llamativa zona arqueada. El dibujo de Giorgio Piola resalta el radiador golpeado y, por tanto, está más curvado que la línea roja punteada del dibujo original, pero lo inusual de las formas y la dificultad de construcción dan fe de la precisión con la que Newey delibera un proyecto llevando ciertas soluciones al extremo, sin poner en peligro la fiabilidad de los sistemas.

Be part of Motorsport community

Join the conversation
Artículo previo Haas presenta su decoración especial de F1 para el renovado VF-23
Artículo siguiente Rosberg tiene al candidato ideal para reemplazar a Checo Pérez

Top Comments

Sign up for free

  • Get quick access to your favorite articles

  • Manage alerts on breaking news and favorite drivers

  • Make your voice heard with article commenting.

Motorsport prime

Discover premium content
Suscríbete

Edición

Espanol Espanol